Los ataches en la ortodoncia invisible son pequeñas piezas o añadidos de composite del mismo color del diente que los hace invisibles o casi indetectables a simple vista y se fabrican con la finalidad de mejorar  la posición del alineador en aquellas dientes anatómicamente difíciles.

Van colocados directamente sobre la pieza dental y su función es  optimizar el movimiento de los dientes  y mejorar el ajuste del alineador o férula. Se aplican directamente y no causan ningún tipo de molestia.

Una vez que el tratamiento de ortodoncia culmina, estos ataches son retirados sin ningún tipo de inconveniente ni rastro sobre el diente.

¿Dónde se colocan los ataches?

A pesar de ser Invisalign una técnica invisible, existe la posibilidad de colocar los ataches en la porción posterior  y de esta forma se hace menos evidente su presencia.

Siempre respetando la función para la que fue fabricado el tratamiento.

¿Pueden caerse los ataches? ¿Qué hacer si esto llegara a pasar?

Como todo tratamiento de ortodoncia, estos ataches también pueden caerse de forma accidental. Van adheridos a la superficie del diente con un pegamento especial, sin embargo ante los movimientos de masticación, la fuerza del cepillado e incluso el movimiento para retirar el retenedor, puede hacer que se despeguen espontáneamente. En caso de que esto suceda, simplemente se debe esperar al siguiente control con el especialista quien realizará nuevamente la aplicación del atache afectado sin tener ningún tipo de repercusión en el resultado del tratamiento.

Los ataches resultan ser un elemento sobreañadido al tratamiento Invisalign que contribuye a optimizarlo. Será decisión del especialista encargado y su experiencia, definir cuando y donde aplicar dicho tratamiento con la finalidad de garantizar un resultado adecuado y previamente planificado que no varíe en mayor medida el fundamento del Invisalign,

¿Los ataches causan dolor?

Los ataches no duelen, sin embargo algunos pacientes sí pueden sentir pequeñas molestias durante los primeros días.

Pero la buena noticia es que estos  inconvenientes son temporales y ocurren tras la colocación de los alineadores o de cualquier otro tratamiento de ortodoncia clásica o metálica.

Una vez que se ha pasado el periodo de adaptación, la mayoría de los  pacientes nos cuentan que los ataches no rozan producen molestias o  heridas y que su tacto es suave.

Cuando el tratamiento de ortodoncia ha terminado, se retiran por parte del ortodoncista o higienista dental y el diente vuelve a su aspecto original y perfectamente alineado, sin generar ningún daño en el esmalte dental.

Para concluir

Los ataches cumplen un papel muy importante  en el tratamiento con alineadores transparentes.

No interfieren en la comodidad y tampoco en la estetica del tratamiento, debido a su tamaño.

Pero si juegan un papel muy importante en la eficacia del tratamiento ayudando a que los movimientos se produzcan de manera mas rápida y eficaz.

De todos modos, en Sonris contamos con un equipo de especialistas en ortodoncia invisible. Así que, si tienes dudas o quieres contarnos tu experiencia, deja un comentario. Además, recuerda que puedes contactar con nosotros y estaremos encantados de ayudarte.

Acepto y autorizo a que mis datos sean tratados por Sonris, con la finalidad de que tus datos sean tratados para su análisis y segmentación en relación con las preferencias estéticas y para remitirme, por cualquier medio, incluidos los electrónicos (SMS, Whatsapp, correo electrónico y redes sociales), información sobre cualquier tratamiento o actual o futuro de Sonris, sesiones informativas o promociones así como recordatorios de las mismas.

You have Successfully Subscribed!